>
Hazte Fan en Facebook Seguinos en Twitter
 | Deportes

Manu Ginóbili: ¿y ahora qué?

El escolta de los San Antonio Spurs se resiste a poner fecha a su retirada. Pero no es el único, leyendas de otros deportes están en la misma situación .

Viernes, 25 de Mayo de 2018 | 18:51 (actualizado a las 19:38)
imprimir | A+ A- |
Manu_Ginobili_y_ahora_que.jpg_Manu Ginóbili: ¿y ahora qué?

Empieza a ser una tradición. Exactamente igual que sucediera hace tres años, el último partido de esta temporada de los San Antonio Spurs servía para volver a plantear la misma duda: ¿seguirá Emanuel Ginóbili un año más en la NBA?

Después de que los Spurs cayeran en la serie de playoffs de la Conferencia Oeste por un total de 4-1 ante los Golden State Warriors, los aficionados del club de San Antonio y los medios especializados han dirigido su atención al escolta bahiense. La respuesta de Ginóbili ha sido, una vez más, pedir tiempo. Finalizada la temporada, el jugador declaraba que lo único que sabía es que iba a aprovechar para dedicar más tiempo a la familia y a descansar. Pensará sobre su futuro, pero seguramente no dará a conocer su decisión hasta julio, un mes en el que el basquetbolista cumplirá 41 años.

Ginóbili forma parte de un selecto grupo que sigue compitiendo al máximo nivel pese a haber superado de lejos la que se supone que es la edad en la que los deportistas de élite o bien pasan a equipos de menor categoría o bien directamente dejan su actividad.

La historia nos dice que esta segunda opción no resulta nada sencilla. Al fin y al cabo, estamos hablando de pedirle a una persona que lleva realizando un mismo trabajo desde probablemente la infancia, que lo deje y cambie. Es sin duda dar un giro a su vida de 360 grados.

Resulta especialmente difícil para aquellos que han estado en lo más alto de su deporte. Pese a que por edad tienen todavía una vida laboral larga por delante, son conscientes de que es muy difícil que vuelvan a alcanzar el mismo nivel de excelencia en otra actividad. Pero son muchos los que no quieren dejar a intentarlo. Es común ver cómo muchos cambian de deporte o competencia, incapaces de renunciar a la adrenalina de la competición. Algunos ejemplos son el de la leyenda de la NBA Michael Jordan, que se pasó al golf, el del corredor Usain Bolt que pretende competir en fútbol después de que el año pasado abandonase el atletismo profesional, o el del ex número uno del tenis Boris Becker, que compite en poker y además con éxito, habiéndose ganado el patrocinio de Partypoker. De hecho, los naipes son un refugio común entre ex deportistas de élite. En Argentina tenemos el ejemplo del ex Puma Lucas González Amorosino, que dejó el rugby profesional por el amateur por estar más tiempo con su familia a la vez que se sumerge, con éxito, en el mundo del poker.

Otra manera de competir para los ex deportistas, y que resulta una opción muy común, es seguir vinculados a su deporte, pero en la gestión más que en la acción. Lo vemos continuamente en el fútbol, con exfutbolistas que pasan a ser directores técnicos o deportivos.

GianluigiBuffon

GianluigiBuffon

En el caso de Manu Ginóbili, no parece tener muy claro, al menos de momento, a qué dedicarse cuando deje el baloncesto. Y no es el único.

Hace unos días, el legendario guardameta GianluigiBuffon se despedía del ha sido su equipo en los últimos 17 años, la Juventus de Turín. Antes ya había anunciado que no volvería a jugar con la selección italiana. Sin embargo, según el nuevo seleccionador de la azzurra, Roberto Mancini, el portero podría estar pensando volver con Italia. Una noticia que ha revolucionado a los aficionados italianos (necesitados de buenas noticias después de que Italia no haya logrado clasificarse para el Mundial 2018) pero que no ha pillado del todo por sorpresa, puesto que en la prensa internacional se está hablando de un posible contrato de Buffon con el París Saint-Germain para las dos próximas temporadas.

Otra leyenda en activo que se resiste a irse es el tenista Roger Federer. En una entrevista reciente al Wall Street Journal aseguró que no estaba esperando recuperar cierta posición o ganar determinado título para retirarse, sino que seguía jugando porque es lo que le gusta. El suizo, que cumplirá 37 años en agosto, se refería en esa misma entrevista a Serena Williams como la mejor tenista de todos los tiempos; la norteamericana, que ha vuelto a la competición tras haber sido madre el año pasado, también cumple 37 años en las próximas semanas.

El hombre con más títulos de Grand Slam del tenis masculino da la clave para entender por qué estos fuera de serie siguen compitiendo: porque es lo que les gusta. Siguen siendo competitivos haciendo algo con lo que disfrutan, por lo tanto: ¿por qué iban a dejarlo?

Manu Ginóbilisigue siendo un ‘crack’ a los 40 años y tiene contrato con los San Antonio Spurs para la temporada 2018/2019, no sería de extrañar seguir viéndolo lucir remera en la NBA. La edad es un número, como los que sigue consiguiendo “El pibe de 40” en la cancha.


Post: nick42 - Link origen

 

 

Contacto : contacto@rafaela.com
No se asume ninguna responsabilidad por los contenidos de p�ginas externas de Internet, en pie de nota figura la fuente o web enlazadas.

Monitorizaci�n internetVista®